Comprar una casa durante la pandemia de Covid-19.

//Comprar una casa durante la pandemia de Covid-19.

Comprar una casa es una decisión que no se debe tomar a la ligera, sobre todo si deseas hacerlo durante la contingencia de salud. Por ello, es fundamental que tengas la firmeza de dar el siguiente paso para construir un mejor patrimonio para ti y tu familia, con esto en mente, es importante que conozcas cómo comprar una vivienda remotamente durante el Covid-19, ya que esto te servirá para realizar una mejor búsqueda de la propiedad que quieres adquirir si no puedes visitarla en persona, además, deberás proteger tu dinero si decides comprar una vivienda a distancia.
Por eso aquí hay unos consejos de como poder llevar acabo la compra de una casa durante esta pandemia sanitaria:
Portales inmobiliarios.
Estos siguen disponibles en todas sus plataformas (web, aplicación, móvil, etc.), por lo cual es momento de aprovechar esta oportunidad, ya que cuentan con fotos, descripción, detalles, videos, etc. De cada vivienda, la que sea de su agradado, así manteniendo una experiencia de comprar una casa sea agradable desde casa.
Contactar con los vendedores.
Es muy recomendable hacerlo, aunque no puedas visitar el piso, sí puedes resolver dudas que te permitan conocer mejor la vivienda: la inmobiliaria o el propietario te pueden enviar más fotos, aclarar el estado de la vivienda o su disponibilidad, darte más información que no esté detallada en el anuncio, incluso si el precio es negociable. Si te interesa de verdad, avanza más en conocer el inmueble: puedes sacar una nota simple de la vivienda, preguntar por los gastos de comunidad o si tiene alguna derrama actual o prevista, etc.
Ahorros sobre lo que deseas comprar.
No solamente el desembolso sino también la cuota hipotecaria (de esto hablamos más adelante), coste de la mudanza, compra de muebles, reforma si es necesaria.
Compra tu casa con hipoteca.
Comparar diferentes ofertas de bancos.
Comparar diferentes ofertas de los bancos e incluso realizar una solicitud online para saber si el banco te concedería la hipoteca, pero recuerda, los bancos no dan aprobaciones 100% válidas hasta que comprueban todos tus datos con documentación y se realiza la tasación de la vivienda. Incluso muchos no tienen un precio inicial, sino que hacen trajes a medida en función de cada cliente.
Las tasadoras siguen operando.
Las tasadoras siguen funcionando, aunque tengan alguna limitación a la hora de visitar las viviendas, por lo que, si ya te has decidido por una entidad, puedes avanzar en esta parte del proceso, que suele demorarse unos días.
Por último, la formalización: ésta es la parte donde el proceso actualmente está más atascado, por un lado, porque la mayoría de los bancos exigen la apertura de cunetas y firma de otros documentos que no tienen un proceso digitalización en remoto, y por otro porque las notarías solamente pueden actuar en casos de urgencia demostrada, y siempre bajo cita previa.
Comprar tu casa en efectivo.
Nos encontramos con los siguientes casos:
No realizas el pago de intereses ni comisiones.
La principal ventaja de comprar una casa en efectivo es que no tienes que realizar el pago de intereses, contratación de seguros, ni el cargo de comisiones como anualidad, gastos de cobranza o la tasa de interés para vivienda.
En cambio, si solicitas un crédito hipotecario a través de Infonavit, Fovissste o alguna entidad bancaria, deberás pagar la vivienda a un plazo de 15 a 30 años.
Obtienes un mejor precio de compraventa.
Pagar una casa en efectivo permitirá al vendedor beneficiarse de las ganancias de forma inmediata sin la necesidad de realizar los trámites de un crédito hipotecario y esperar largos años, esto podría permitirte obtener respuesta casi inmediata del dueño y podrán llevar a cabo una mejor negociación, que beneficie a ambas partes.
Llevar a cabo una mudanza rápida.
Otra de las ventajas de comprar una casa en efectivo durante el COVID-19, es que podrás disponer de la vivienda más rápido, ya que no deberás realizar todo el proceso que conlleva contratar un crédito hipotecario. Una vez que realices el pago de la propiedad y de los gastos adicionales, podrás habitar el inmueble, ya sea para ponerlo en renta o para mudarte en él.
Reduces costos de escrituración.
Siguiendo con el beneficio anterior, al contratar a un notario público y comprar una casa en efectivo, podrás reducir los costos de escrituración ante el Registro Público de la Propiedad, así como los gastos notariales, erogaciones (pago a gestores, traslados, avalúos inmobiliarios, viáticos, etc.), el Certificado de Libertad de Gravámenes, constancias de no adeudos y más.
Desventajas.
Peligro en tus gastos cotidianos.
México está viviendo tiempos de incertidumbre por la presente crisis sanitaria y por la recesión económica, por lo que muchos trabajadores están desempleados, no hay renovación de contratos y empresas de distintos sectores comerciales están cerrando permanentemente. Debido a esto, es importante considerar un ahorro extra que cubra los gastos mensuales de una casa, como el pago de luz, agua, internet, cable, así como el pago de servicios adicionales y las deudas de tarjetas de crédito y departamentales, en caso de que desees comprar una casa en efectivo.

No tendrás algún otro ahorro.
Si no dispones de ahorros y surge alguna emergencia, no tendrás suficientes ingresos para solventar el pago de una cita con el doctor o de un tratamiento médico. Por lo que es importante estar seguro que vas a seguir recibiendo ingresos adicionales durante la pandemia por COVID-19.
Se puede complicar recuperar ganancias.
Si estás invirtiendo en bienes raíces para rentar, es muy probable que durante el COVID-19 pocas personas estén buscando arrendar una propiedad y esto puede provocar que debas esperar más tiempo para alquilar el inmueble. Una consecuencia de esta situación es que no veas un retorno de inversión pronto, y a diferencia de comprar una casa con un crédito hipotecario, en donde realizas pagos planeados y existen facilidades en caso de que te atrases con la hipoteca, no puedas manejar tus finanzas cotidianas libremente.
Es importante que valores las necesidades de tu familia durante la contingencia sanitaria y elijas la mejor opción con base en tu presupuesto, y ocupes el que más te convenga ya sea por hipoteca o en efectivo.

By | 2020-09-10T20:46:34+00:00 septiembre 10th, 2020|Artículos de interés|

About the Author:

Nuestros precios están expresados en Pesos Mexicanos. Descartar